GANAR, Y VOLVER A GANAR

11.05.2020

La temporada llega a su recta final. La máximas competiciones europeas llegan a su fin, y el camino comienza a despejarse para los líderes provisionales de las grandes ligas. Teniendo en cuenta que los títulos ligueros han estado en la cuerda floja hasta estos últimos días, la vuelta del fútbol se presenta como un soplo de aire fresco para estos equipos, que tendrán que seguir remando hasta alcanzar el objetivo que han venido buscando durante el transcurso de esta campaña. Nos encontramos con clubes de una identidad totalmente opuesta, pero con gran poder financiero y futbolístico, algo que les está permitiendo ser campeones de sus respectivas ligas en estos momentos. Los analizamos:


1 - FC Barcelona

El conjunto culé no necesita introducción. Con un Leo Messi que nos está regalando sus últimos años en la élite, sus últimas pinceladas, y con un rumbo fijo: la conquista de su tercera liga consecutiva. Desde la llegada de Setién, los azulgrana se mantienen en primera posición, por encima de un Real Madrid que, si se descuida, le va a comenzar a pisar los talones. Sin un juego demasiado convincente, y a la espera de una eliminatoria de Champions League ante el Nápoles, los catalanes afrontan este último tramo de temporada con la esperanza de volver a recuperar esas sensaciones que con el paso de los años se han ido deteriorando. Con 11 jornadas por disputar, al Barça le tocará dar ese paso adelante que tanto se le está exigiendo a nivel futbolístico.


2 - Liverpool

¿El mejor equipo del mundo? Es difícil saberlo, tras caer eliminado ante el Atlético de Madrid en competición europea. Aquella fría noche de marzo en Anfield empaña la trayectoria que venían completando los ingleses en los últimos meses. Con una impecable temporada en Liga, afianzándose en primera posición desde el primer momento, y aferrándose a la necesidad de volver a sentir lo que es alzar el título de la Premier League. Con tan sólo una derrota, algo inimaginable e inexplicable, a los reds se les escapó la ansiada liga el año pasado, frente a un Manchester City pletórico. Echando la vista atrás, aquel desafortunado resbalón de Steven Gerrard también tiene un hueco en el lado oscuro del corazón de la afición, por lo que proclamarse campeón es una necesidad. Y está muy cerca de conseguirlo.


3 - Juventus

La Vecchia Signora sigue prolongando su legado en la Serie A. Con la figura de Cristiano Ronaldo como máxima referencia del club, Turín sigue gozando de un equipo ganador, al menos a nivel estatal. No obstante, no está siendo una sencilla campaña para los de Sarri, que están teniendo que luchar codo a codo con dos huesos duros de roer como el Inter de Milán y la Lazio. Con unos Lautaro Martínez e Inmobile en plena forma, estos dos conjuntos históricos pueden competir de tú a tú con el cuadro bianconero, que durante la ultima década han pasado por encima de cualquier otro club. Veremos cómo afecta esta crisis en uno de los países más afectados, con algunas estrellas del propio club (Paulo Dybala) atravesando la enfermedad de COVID-19.


4 - Bayern de Munich

El gigante bávaro sigue en lo más alto, y parece que por ahora no hay nadie que le pueda cortar las alas. Con mejores y peores momentos, la capacidad que muestra para dominar tanto deportivamente como en los despachos, y más que nada en el mercado, hacen que cada verano se vuelva a reconvertir en esa gran super-potencia europea que ha sido hasta ahora. Su desmedido poder se ve proyectado en la Bundesliga, en la que todos los talentos jóvenes que fabrican los conjuntos germanos, vuelan hacia Múnich en busca del éxito deportivo. Ahora mismo, el Dortmund de Jadón Sancho y compañía podría plantarle cara, también en RB Leipzig con Timo Werner como principal amenaza. Pero el Allianz Arena resulta ser un feudo infranqueable, por lo que el título liguero está en manos del vigente campeón.


5 - Paris Saint Germain

El jeque manda en la capital, y mientras las estrellas siguen aterrizando, el equipo se queda en un "casi" constante. Apabullante dominio de los pupilos de Tuchel en liga, reflejada en la clasificación, pero no termina de convencer. Sus continuas decepciones en Champions hacen del PSG un equipo impredecible, capaz de lo mejor y de lo peor. Como también ha demostrado ser Neymar JR, que aunque esté cerca de tomar el relevo a los dos astros, junto a Kylian Mbappé, un futbolista que se está tropezando con la misma piedra una y otra vez. Esto no hará que los parisinos echen el título de liga por la borda, pero sigue pareciendo que la política del club no funciona del todo bien.

Sean Ituarte